Es para hoy

Es para hoy

¿Te has arrepentido alguna vez de algo que no hiciste?

En reiteradas ocasiones posponemos, aplazamos, esquivamos, sin considerar que la vida da giros, las circunstancias cambian, las personas se van…

¿Y qué si con lo que no hice afecté a otros?

Los momentos son irrepetibles. El tiempo no se recupera ¡nunca!; bien decía mi mamá: — “el inexorable paso del tiempo…”— con un suspiro.

La Palabra de Dios dice:

“No te niegues a hacer el bien a quien es debido, cuando tuvieres poder para hacerlo. No digas a tu prójimo: Anda, y vuelve, y mañana te daré, Cuando tienes contigo qué darle.” Proverbios 3:27-28

Esta Palabra nos habla del compartir, de dar, de ayudar, pero aprovechando el tiempo. Trata de unir dos aspectos muy valiosos: Lo que tengo para ayudar a otros, y el tiempo justo para hacerlo.

El día es HOY. Hoy podemos bendecir, Hoy podemos ayudar, Hoy podemos compartir…. Y “HOY” no regresará nunca.

Pensemos que un pequeño gesto de amabilidad o generosidad puede ser la diferencia en la vida de otra persona.

No olvidemos: “Mirad, pues, con diligencia cómo andéis, no como necios sino como sabios, aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos.”

Efesios 5:16

 

Alma Laura Torres


def_adcsr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *